Cuidado de los perros en invierno

Martes, 29 Diciembre, 2020
Categorias: 

Su confortable pelaje no es un escudo infalible contra el frío. ¿Sabes cómo cuidar a tu mascota cuando bajan las temperaturas?

Su confortable pelaje no es un escudo infalible contra el frío. Se requiere prestar especial atención al cuidado de los perros en invierno para que su salud no se resienta y vuestros paseos diarios sigan siendo tan satisfactorios como siempre. ¿Sabes cómo cuidar a tu mascota cuando bajan las temperaturas?
La protección empieza en casa: Piensa en tu mascota al irte a trabajar y dejarle solo en casa. Te agradecerá, si no puedes dejar la calefacción puesta, tener a mano rincones en los que poder estar a gusto mientras te espera con mantas y en los que hayas podido mantener la temperatura lo más alta posible.

Una alimentación sin excesivos cambios: Son las proteínas y nutrientes de su dieta habitual lo que mejor protegerán la salud de tu mascota. En caso de creer necesario aumentar el aporte calórico que le llega en su alimentación debes consultar con tu veterinario si esta decisión es la adecuada.

Pon mayor atención al cuidado de su pelaje: Sin duda su abrigo natural, pero no un escudo infalible. Cepíllalo con frecuencia, desenreda nudos y elimina los pelos sueltos para que luzca esplendoroso y cumpla su función.

El mejor momento para usar ropa y complementos: Abrigos, jerséis, chubasqueros y por supuesto mantas en casa son los mejores aliados para el cuidado de los perros en invierno. Igual que nos ocurre a nosotros, la ropa ayuda a los perros a soportar mejor el frío y la lluvia. No des nada por supuesto y pónselo fácil en estas fechas.

Reorganiza sus paseos y ejercicios: Los paseos tendrán que ser más cortos y activos. Plantea ejercicios y juegos para que puedan entrar en calor mientras tienen su necesario contacto con el exterior y añade algo de actividad en casa para mantener sus rutinas saludables.

Además del frío, cuidado con la lluvia: No es solo el frío, también es la humedad. Si durante vuestros paseos se ha mojado por la lluvia recuerda secarlo nada más llegar a casa. Lo mismo deberás hacer cada vez que lo bañes (lo recomendable es al menos una vez al mes, en casa o en un centro habilitado para limpieza de mascotas).

Un lugar calentito para dormir por la noche: Su lugar de descanso debe estar bien ventilado y aislado para que en las horas de sueño en las que su temperatura corporal baja su salud no se resienta. Asegúrate de que no pasa frío por la noche y tendrás un perro feliz que te da los buenos días cada mañana.

Atento a las particularidades de cada raza: No todos los perros reaccionan igual al frío. Los de poco pelaje como el Bóxer o el Dobermann toleran peor las bajas temperaturas. Otras razas de tamaño pequeño como el Chihuahua o el Pug necesitarán las ya comentadas prendas de ropa para abrigarse. Incluso los mejor adaptados, como los perros nórdicos, necesitan especial atención a su pelaje en esta época del año.

Y por supuesto, visita a tu veterinario con frecuencia.

El cuidado de los perros en invierno por ser la mascota más expuesta al cambio de temperatura entre nuestro hogar y la calle requiere que estemos pendientes de los detalles. No dudes en preguntar a tu veterinario qué puedes hacer para darle los mejores mimos a tu amigo más fiel.

Volver al blog

Seguros para perros

© Kalibo Seguros

Kalibo seguros Asefa seguros
Top